Entrada destacada

SERMONES ESCRITOS

. . Sermones escritos - para predicar. A continuación ponemos a tu disposición un listado de sermones escritos, temas y textos c...

jueves, 30 de abril de 2020


Sermón: Fortalece y renueva tu amor por Dios.

.


Quiero invitarte a reflexionar en la figura o en la labor de un minero, quien puede pasarse muchos años de su vida buscando una veta de piedras preciosas que transforme su existencia, y puede incluso pasarse toda la vida cavando con esfuerzo buscándola y morir, lamentablemente sin encontrarla.

Y puede suceder que sea la siguiente generación de su descendencia la que la encuentre. Aquella pasión e intensa búsqueda no tuvo éxito en su vida, sino en la siguiente generación, pero fue lo suficientemente fuerte para hacer que dedicará toda su vida a aquello.   

Todo esto nos permite ver una altísima medida de trabajo y una inmensa constancia. Esta ilustración o ejemplo nos sirve para reflexionar que como hijos de Dios debemos buscar la presencia del Señor como el más grande y valioso tesoro de esta creación.

El amor y anhelo por la presencia de Dios debemos mantenerlo vivo y no descuidarlo a lo largo de nuestra vida, así como aquel minero nunca renunció a su búsqueda de su tesoro.



Podemos recordar aquí que el mismo Señor Jesús le dijo a la iglesia de Éfeso: “Pero tengo esto contra ti: que has dejado tu primer amor” Apocalipsis 2:4. El amor por Dios debe mantenerse encendido, vivo y dinámico, es ese anhelo profundo por la presencia de Dios que nos debe acompañar a lo largo de la vida.   

Pero nos enseña la Biblia que la iglesia en la ciudad de Éfeso había descuidado esto, y por eso el Señor Jesús le dice: “recuerda, arrepiéntete y haz las primeras obras”, esto implica en autoexamen objetivo y real de nuestra vida de comunión con Dios.

Desde el inicio de la creación la voluntad y deseo de Dios ha sido caminar y compartir con el ser humano, una y otra vez expresa el Señor su anhelo de que el ser humano reciba todas las bendiciones y privilegios de su reino.  

Por eso a lo largo de las Sagradas Escrituras, y hasta el día de hoy, podemos ver que Dios muestra cuánto desea vivir con y en el ser humano:

Esto lo vemos por ejemplo en el Edén, en el tabernáculo y en el templo, Dios mismo se hizo hombre en la persona de Jesús de Nazaret y habitó entre nosotros, él envió su Santo Espíritu a morar en cada cristiano, entre otras cosas), ante ese llamado de Dios debemos fortalecer y renovar nuestra vida de oración y búsqueda del Señor. Dios recompensa a aquellos que le buscan.



Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria. 


martes, 28 de abril de 2020


Introducción: Ante los problemas de la vida y cuando en el camino de la fe nos encontramos con obstáculos y adversidades podemos vernos tentados a renunciar o podemos pensar en abandonarlo todo. Pero, gracias a Dios que podemos contar con su ayuda y fortaleza, él ha prometido estar con nosotros todos los días hasta el fin del mundo… 

En Jesús podemos descansar.



Nos dice Mateo 11:28 “Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar”.     

La expresión “trabajados y cargados” nos permite ver por lo menos dos situaciones que se generan en el ser humano. Primero: desgaste y agotamiento debido a situaciones difíciles que hemos vivido y que nos han afectado generando no solo un cansancio físico, sino también el deseo o pensamiento de no avanzar más.

Y segundo, podemos ver en la palabra “cargados” el peso que lleva una persona sobre sus hombros, peso que genera una gran aflicción, tristeza o decepción por eventos ocurridos y que han provocado una afectación emocional, como por ejemplo: sentimientos de culpa por pecados pasados, resentimientos, falta de perdonar a otros y aun a sí mismo, pérdidas, traiciones, ofensas y heridas del corazón, etc.  

El Señor Jesús ante esa situación le dice al ser humano: “venid a mí”, es el Señor nuestra solución a toda crisis, él es la respuesta a nuestras preguntas, en él hallamos el verdadero sentido de nuestra vida, y sólo en él hay verdadera transformación y restauración. Sólo en la presencia de Jesucristo hallaremos nuevas fuerzas y renovación en nuestra fe y esperanza.  

(Nota: Adquiere gratis nuestro nuevo libro cristiano: “Sermones sobre la oración”. Un interesante texto que nos anima, fortalece y enseña sobre el poder e importancia de nuestra comunión con Dios. Promoción del 28 de abril al 2 de mayo 2020. Adquiere sin costo alguno este libro aquí en: GRATIS LIBRO CRISTIANO).  


Nos dice además el Señor Jesús “Yo os haré descansar”. La palabra “descansar” aquí se traduce del término griego “anapauo” que significa además: reposar, detenerse, refrigerio. Palabras que nos permiten ver la obra del Señor cuando decidimos ir a él, veamos:

a)  Reposar: Palabra que nos recuerda el Salmo 23 cuando dice: “Junto a aguas de reposo me pastoreará”, cuando seguimos al Señor él nos llevará a aquellas aguas frescas y tranquilas, es decir, él nos dará descanso y alivio de nuestras cargas y problemas. Nuestra fe en él se fortalecerá y por tanto confiaremos en la mejor solución que él dará a nuestras crisis y adversidades, y nuestro corazón en él reposará.  

b)  Detenerse: Esta palabra nos habla de un parar necesario en nuestra afanada y veloz vida. A veces nos dejamos llevar por la velocidad actual de la vida en este mundo, y las tendencias de éste se convierten en normas de nuestra vida, de manera que corremos procurando alcanzar lo que este mundo nos dicta.

Detenerse y reflexionar en la voluntad de Dios y en su diseño para nuestra vida es fundamental, pues cuando no lo hacemos podemos ir desviándonos poco a poco y sin darnos cuenta terminamos lejos del plan de Dios. Detenerse para meditar en la palabra del Señor y en su presencia siempre será un antecedente para nuestra bendición.  



c)   Refrigerio: Cuando vamos caminando y el sendero es complicado, difícil y adverso, surgen en nosotros diversas necesidades y condiciones, como por ejemplo sed, agotamiento, pensamientos equivocados, etc; y se hace necesario tomar nuevas fuerzas para continuar el camino, sin renunciar, y aquella fuerza la hallamos en Cristo Jesús.      

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria. 

jueves, 23 de abril de 2020


Introducción: La vida del Señor Jesús fue en sí misma una ofrenda de adoración al Padre celestial, él vivió en esta tierra para hacer la voluntad de Dios. Cuando vemos los evangelios y observamos a Jesús sanando, liberando, salvando y restaurando, estamos viendo la voluntad del Padre expresada a través del Hijo. La actitud de Jesús en su vida fue de adoración y alabanza, siendo esto expresado en el continuo hacer la voluntad de Dios...

  

Jesús vivió para hacer la voluntad de Dios

Nos dice Mateo 11:25-26 “En aquel tiempo, respondiendo Jesús, dijo: Te alabo, Padre, Señor del cielo y de la tierra, porque escondiste estas cosas de los sabios y de los entendidos, y las revelaste a los niños. Sí, Padre, porque así te agradó”.

Este pasaje bíblico nos recuerda que los fariseos, sacerdotes y maestros de la ley de aquella época no recibieron al Mesías, ni su mensaje; y por eso se perdieron los beneficios del reino de Dios que el Padre envió inicialmente sobre su pueblo: Israel. 

Las bendiciones del reino de Dios a través de Jesús finalmente se destinaron para los “niños”, es decir, para aquellos que con corazón sincero y humilde reconocían su condición espiritual y su gran necesidad de Dios, de su perdón y salvación. La revelación de Dios vino a los de corazón sencillo, quienes recibieron sanidad, liberación, restauración y salvación en Cristo Jesús.

La frase final de Jesús: “Sí, Padre, porque así te agradó”. Nos permite ver el gozo del Señor Jesús al ver la mano de su Padre celestial hacer según su buena voluntad. Un hijo de Dios maduro espiritualmente hablando, no cuestiona ni murmura la voluntad divina, sino que se goza al ver al Padre hacer su buena, perfecta y agradable voluntad.  



Creo, personalmente, que el propósito de Dios con cada hijo es precisamente ese, que seamos como Jesús y por tanto que lleguemos a ese nivel, cuando nuestra única y plena satisfacción sea ver la voluntad el Padre hecha realidad en nuestra vida.

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria. 


martes, 21 de abril de 2020


Sermón: Valoremos nuestra amistad con Dios. La comunión con Dios es un aspecto fundamental de la vida cristiana, el Señor Jesús mismo fue un ejemplo de la importancia de la comunión con Dios, su relación con el Padre celestial fue notoria y esencial en su vida y ministerio…



Valoremos nuestra amistad con Dios.

La palabra de Dios nos enseña por ejemplo en la epístola de Santiago 2:23 que: “y se cumplió la escritura que dice: y Abraham creyó a Dios y le fue contado por justicia, y fue llamado amigo de Dios”. 

Sabemos que una amistad verdadera implica tiempo, muy buen conocimiento mutuo, por supuesto ayuda, apoyo, confianza, sinceridad, entre otros aspectos fundamentales de una verdadera amistad.  

La misma Escritura nos enseña que Moisés también tenía una comunión especial con el Señor, una relación única en esta tierra, esta era el resultado de su continua búsqueda de Dios.

Recordemos que nuestro Señor Jesucristo dijo en el evangelio de Juan 17:3: “Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado”.

Aquí el término “conocer” se traduce de la palabra griega “ginosko” que además quiere decir: “estar tomando conocimiento” (entonces nos habla de una continua búsqueda, es en verdad un estilo de vida que procura conocer más a Dios).   

(Nota especial: Adquiere gratis nuestro nuevo libro cristiano: “Revelaciones del Apocalipsis – Estudio bíblico”. Un interesante texto que contiene entre otros estudios, las 7 trompetas del Apocalipsis y las 7 copas de la ira. Promoción del 21 al 25 de abril 2020. Adquiere sin costo alguno este libro aquí en: GRATIS LIBRO CRISTIANO). 


Lo más seguro es que como cristianos hemos vivido situaciones que son difíciles de comprender, en otros momentos quizá no sabemos qué camino tomar, o que hacer frente a cierta situación, pero si vamos a Dios y buscamos su presencia con perseverancia, él nos ayudará y enseñará qué camino seguir, él nunca nos fallará.

Sin duda alguna, una buena relación con Dios es la mejor amistad que podemos tener. Abraham fue llamado amigo de Dios, recordemos que la misma Biblia nos dice: “Andarán dos juntos si no estuviesen de acuerdo” entonces vemos que Abraham decidió rendir su corazón a Dios para estar de acuerdo con él. Renunció a su ego y deseo propio para vivir para Dios.



Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.

viernes, 17 de abril de 2020


La presencia de Dios debe ser deseada. La palabra de Dios nos dice en el Salmo 42:1 “Como el ciervo brama por las corrientes de las aguas, así clama por ti, oh Dios, el alma mía” esta referencia al parecer nos indica la huida del ciervo cuando es perseguido por los cazadores en el oriente (en este caso la palabra “brama” también indica “anhela o suspira”, también la versión NVI traduce aquí: “jadea”).  



Al considerar este texto bíblico podemos reflexionar en la gran necesidad de la presencia de Dios en el corazón humano, y por supuesto en toda la provisión que sólo en su presencia podemos hallar.

Dios es nuestro Salvador, protector, es Aquel que renueva nuestra fuerzas y nos lleva al destino que nos ha preparado. En él lo tenemos todo, por eso dice también la Escritura: “Delicias su diestra para siempre”.

El libro de los salmos 42:2 nos dice: “Mi alma tiene sed de Dios, del Dios vivo” lo que nos recuerda la importancia de mantener una anhelo ferviente por la presencia divina, es un gran deseo mayor que el anhelo por tomar agua para vivir.  

Debemos tener en cuenta que buscar la presencia del Señor es una decisión personal que nace en el corazón, y cuando no respondemos a ese llamado divino, los resultados no son buenos, pues al seguir nuestro propio camino hallamos por lo general angustias, dolores y fracasos; pero cuando seguimos a Dios los resultados son los mejores.  



De hecho, Dios busca adoradores, él desea personas con un anhelo profundo por Dios mismo. Es fundamental procurar Su presencia, reconociendo nuestra condición y necesidad, sigamos su consejo y todo será diferente. Dios recompensa a todo aquel que le busca con intensidad, pues la Biblia misma nos dice que “Dios es galardonador de los que le buscan”.

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.


martes, 14 de abril de 2020


(Busca a Dios y serás bendecido). ¿Por qué es tan importante buscar la presencia de Dios? Porque separados de él nada podemos hacer. Es en la presencia de Dios donde conocemos su voluntad y su diseño. De la presencia divina salimos renovados y fortalecidos para hacer la voluntad del Señor…    

martes, 7 de abril de 2020


Un pueblo escogido por Dios
(Un pueblo escogido por Dios). Introducción: Los planes del Señor son perfectos y buenos, y él cumplirá lo que ha dicho. Los ojos de Dios están sobre Israel y todo lo que él ha dicho de aquella nación se cumplirá. El que ama y bendice a Israel será también bendecido, pues dice la Escritura:

“Pedid por la paz de Jerusalén; sean prosperados los que te aman”, Salmo 122:6. Amar a Israel es un principio de prosperidad. Veamos este valioso estudio:  



Israel escogido por Dios para mostrar su gloria.

Isaías 49:1-3 “Oídme, costas, y escuchad, pueblos lejanos. Jehová me llamó desde el vientre, desde las entrañas de mi madre tuvo mi nombre en memoria. Y puso mi boca como espada aguda, me cubrió con la sombra de su mano; y me puso por saeta bruñida, me guardó en su aljaba; y me dijo: Mi siervo eres, oh Israel, porque en ti me gloriaré”.    

1) En primer lugar nos enseña el texto que Israel fue escogido desde el vientre. Frase que nos habla de su concepción, del llamado de Dios desde su nacimiento, palabras que nos hacen pensar en Abraham, a quien Dios llamó para que saliera de su parentela y de su tierra, para venir a establecerse en la tierra prometida, la tierra de Canaán.  

Es evidente también como la mano Dios ha estado de manera poderosa y sobrenatural sobre este pueblo (las plagas contra Egipto, la apertura del Mar Rojo, la provisión sobrenatural de Dios por el desierto, las grandes victorias sobre los cananeos y sobre los pueblos enemigos de Israel, entre otros).   



2) En segundo lugar, observamos que en el versículo dos nos dice: “Puso mi boca como espada aguda” nos recuerda el poder y valor de la palabra de Dios, y el pueblo de Israel fue el escogido por el Señor para depositar en ellos el poderoso testimonio de su palabra.  

Por esta razón es que vemos que en la Biblia el Antiguo Testamento fue escrito originalmente en hebreo, algunas porciones en arameo (idioma predominante en el tiempo del cautiverio babilónico) y vemos el Nuevo Testamento en griego (imperio que impulso su cultura, por lo cual aunque el imperio en tiempos de Jesús era el romano, todavía se hablaba el griego). Hoy día los escritos antiguos y originales son guardados celosamente por la nación de Israel.    

3) En tercer lugar es evidente que Dios guarda y protege a su pueblo (Israel) y lo usa como herramienta para juzgar a las naciones.

Es por eso que todas las naciones del mundo miran siempre hacia Israel, amigos y enemigos. Estados Unidos apoya y defiende a Israel, recordemos que Dios dijo de Israel: “Bendeciré a los que te bendijeren, y maldeciré a los que te maldigan” según Genesis doce

Y es claro que el Señor Dios ha bendecido a Estados Unidos, siendo hoy día el país más poderoso del mundo (económica y militarmente hablando), pero el país más importante de este planeta es Israel, pues las profecías están escritas en torno a este pueblo, y a la segunda venida del Señor Jesucristo, el Mesías sobre la nación de Israel.

(Nota: Adquiere gratis nuestro nuevo libro cristiano: “Bienestar emocional”. Es un libro que bendecirá tu vida y edificará la de aquellos que te escuchen. Promoción del 7 al 11 de abril 2020. Adquiere sin costo alguno este libro aquí en: GRATIS LIBRO CRISTIANO). 


4) En cuarto lugar queda claro que Dios (como nos dice el versículo tres) escogió a Israel y le dijo: “En ti me glorificaré”, la palabra “glorificarse” aquí se traduce del término hebreo “paar” que significa además: relucir, brillar, embellecer, honrar.

Entonces cuando Dios dice que él va a “glorificarse en Israel” nos está diciendo que él depositará en su pueblo su favor, su gracia, sus bendiciones, sus dones y talentos, su gloria, de manera que la nación resplandecerá en la tierra, y aun en medio de sus enemigos. Así Dios una vez más muestra su poder y fidelidad cumpliendo sus promesas.    





Te invito a leer: 





Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.  

viernes, 3 de abril de 2020


(Jesucristo transforma la tristeza en gozo). En el Señor Jesús está el poder para cambiar la tristeza de nuestra vida en una victoria y momento de gozo. Reflexionemos en la palabra de Dios según Lucas 24:33-35 

PRÉDICA EN VÍDEO:

sermons and devotions

Sermones cristianos:

Otras entradas

Seguidores

ARCHIVO DEL BLOG

We are a participant in the Amazon Services LLC Associates Program, an affiliate advertising program designed to provide a means for us to earn fees by linking to Amazon.com and affiliated sites.

“Estudios y sermones.com Gonzalo Sanabria participa en el Programa de Afiliados de Amazon EU, un programa de publicidad para afiliados diseñado para ofrecer a sitios web un modo de obtener comisiones por publicidad, publicitando e incluyendo enlaces ahttps://www.amazon.com/


Síguenos y recibe los sermones gratis:

LISTADO DE SERMONES PARA PREDICAR:

sermons and devotions

ADQUIERE GRATIS AHORA NUESTRO NUEVO LIBRO CRISTIANO:

sermons and devotions

SUSCRÍBETE GRATIS Y RECIBE NUESTRAS ACTUALIZACIONES:

Escribe tu direccion de correo electronico:

ADQUIERE EL NUEVO LIBRO DE SERMONES PARA PREDICAR:

ADQUIERE NUESTRO LIBRO DE 55 SERMONES CRISTIANOS PARA PREDICAR:

ENTRADAS POPULARES

Enlázame: copiá el código

ESTUDIOS Y SERMONES

Etiquetas