sábado, 3 de junio de 2017

Tema para predicar: El poder de la palabra de Dios
La Escritura nos enseña muy claramente que satanás  envía dardos de fuego contra los cristianos. Son por ejemplo la duda, la incredulidad, el desánimo, el rencor y por supuesto muchas mentiras, él procurará engañar al cristiano. Entonces ¿Cuál debe ser la actitud del hijo de Dios? Por eso recuerda “Mayor es el que está en nosotros, que el que está en el mundo”. Con Jesucristo siempre venceremos.

Sermón: El poder de la palabra de Dios

Nos dice 1 Pedro 2:1-3 “Por tanto, desechando toda malicia, y todo engaño, e hipocresías, y envidias y toda difamación, deseen como niños recién nacidos, la leche pura de la palabra, para que por ella crezcan para salvación, si es que han probado la bondad del Señor”.  

El pasaje bíblico nos anima a desechar, es decir expulsar aquellas actitudes y acciones que afectan la vida espiritual (las cuales cita Pedro: malicia, engaño, hipocresía, envidias y calumnias) y con anhelo profundo desear la Palabra del Señor, ya que es está la que genera nuestro crecimiento en la salvación, la palabra de Dios nos guía y enseña la revelación de lo que nuestro Señor Jesucristo conquistó en la cruz para todos nosotros.
Así como la leche materna es fundamental para la vida y salud de un recién nacido, el cristiano debe amar y crecer en la palabra de Dios pues ella hará en cada uno maravillas.
La palabra del Señor es pura, santifica, renueva la mente y nutre nuestro espíritu, por eso debemos alimentarnos de ella con anhelo profundo. Una mente ociosa es un espacio que permite muchas cosas vanas y malvadas. Más bien nuestra mente debe ser renovada con la Palabra de Dios cada día.
Debemos tener en cuenta que cuando el diablo vino al desierto para tentar al Señor Jesús lo hizo en tres oportunidades y Jesús lo venció a través de la Palabra divina. El Señor declaró en las ocasiones: “Escrito está”. Esto nos recuerda y muestra el poder de la Palabra del Señor, es como una espada que cuando es pronunciada con fe provoca estragos en el enemigo.
El Señor Jesucristo rindió su voluntad a la del Padre, él preservó su corazón y sus labios de todo engaño y mentira, por eso Dios lo exaltó hasta lo sumo. Cuando hacemos de la Biblia nuestra continua meditación ella misma produce profundos cambios en nuestro corazón. 
Conclusión: Dios es poderoso y bueno, él ha planeado lo mejor para sus hijos, es necesario caminar en la verdad de su palabra, y no consentir las mentiras de las tinieblas. Jesús ha venido a darnos vida y unción para caminar en victoria. 

Te invitamos a leer el sermón: "EL PECADO OCULTO Y SUS CONSECUENCIAS". 

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.


  Tema para predicar: El poder de la palabra de Dios.   - Sermones -  

0 comentarios:

Publicar un comentario

TE INVITAMOS A LEER:

sermons and devotions

Otras entradas

Seguidores

We are a participant in the Amazon Services LLC Associates Program, an affiliate advertising program designed to provide a means for us to earn fees by linking to Amazon.com and affiliated sites.

“Estudios y sermones.com Gonzalo Sanabria participa en el Programa de Afiliados de Amazon EU, un programa de publicidad para afiliados diseñado para ofrecer a sitios web un modo de obtener comisiones por publicidad, publicitando e incluyendo enlaces ahttps://www.amazon.com/


SUSCRÍBETE GRATIS Y RECIBE NUESTRAS ACTUALIZACIONES:

Escribe tu direccion de correo electronico:

ADQUIERE NUESTRO NUEVO LIBRO:

ADQUIERE AHORA NUESTRO NUEVO LIBRO DE SERMONES LISTOS PARA PREDICAR:

Adquiere nuestro libro, click en la imagen:

Te invitamos a leer éste interesante artículo:

ENTRADAS POPULARES

Siguenos en Google +

Google+ Followers

Enlázame: copiá el código

ESTUDIOS Y SERMONES