viernes, 26 de julio de 2019

La oración nos permite alcanzar nuevos niveles de unción de Dios y ser así efectivos en el propósito divino. La oración nos lleva a caminar en obras sobrenaturales de Dios.   

Lucas 6:19 “Y toda la gente procuraba tocarle, porque poder salía de él y sanaba a todos”.  

El Señor Jesús estuvo ministrando a las multitudes que venían para escucharle y para ser sanados de sus enfermedades, además muchos atormentados por demonios eran liberados por el poder de Dios.   




Nos dice el texto que “muchos procuraban tocarle” buscando en Cristo ser restaurados, liberados y sanados de toda opresión. 

Es Jesucristo la solución de todo ser humano y la respuesta en toda crisis, lamentablemente muchas veces el ser humano no lo busca con la perseverancia que podemos ver aquí, pues podemos imaginarnos que llegar a Jesús no era fácil ante toda aquella multitud, y por eso dice “procuraban tocarle”. 

Nos añade el pasaje bíblico que “poder salía de él y sanaba a todos”. El poder de Dios que reposaba sobre Jesús era la unción del Espíritu Santo, la cual a su vez vino sobre él cuando se bautizó, por eso dice la Escritura: “orando el cielo se abrió y descendió sobre él el Espíritu Santo” Lucas 3:21-22.

(Adquiere ahora sin costo alguno nuestro libro cristiano, aquí en: GRATIS LIBRO CRISTIANO). 

Debemos destacar que la oración permitió que el cielo se abriera y descendiera el poder del Espíritu Santo sobre él, pues esto nos recuerda que la oración genera apertura de los cielos y por tanto múltiples bendiciones descienden para los hijos de Dios, entre ellas unción del Espíritu Santo.    

Es muy importante que demos el alto valor a la oración que ésta se merece. Es necesario renovar y fortalecer nuestra comunión con Dios, pues su presencia y poder nos fortalecerá para tomar decisiones correctas, el Señor renovará su unción en nosotros para servirle eficazmente, para vencer los poderes demoníacos y para enfrentar las pruebas con la fuerza que viene del cielo



Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria. 

martes, 23 de julio de 2019

Sermón para predicar: La oración evidencia nuestra dependencia de Dios. Predicas
Predicas y bosquejos
(Predicas y bosquejos). La oración es fundamental para tomar decisiones en la voluntad de Dios; la oración es una evidencia de que dependemos del Señor. Por eso la oración engrandece a Dios y en ella el cristiano crece y madura pues conoce cada vez más el carácter de su Creador…  
  

lunes, 15 de julio de 2019

Predicas y bosquejos: Dios siempre te ayudará. Mensajes para predicar
Predicas y bosquejos
(Predicas y bosquejos). Dios siempre te ayudará. Aunque el tiempo de adversidad sea difícil y los obstáculos sean grandes siempre Dios estará de tu lado, nunca te dejará ni te desamparará. El Señor siempre ayuda a sus hijos, nunca los abandona ni los desampara...


  

Mensaje para predicar: Dios siempre te ayudará.

Éxodo 5:22 – 6:1 “Entonces Moisés se volvió a Jehová, y dijo: Señor, ¿Por qué afliges a este pueblo? ¿Para qué me enviaste? Porque desde que yo vine a Faraón… ha afligido a este pueblo, y tú no has librado a tu pueblo. Jehová respondió a Moisés: Ahora verás lo que yo haré a Faraón; porque con mano fuerte los dejará ir, y con mano fuerte los echará de su tierra”.

Manejar la crítica y enojo de los hebreos no fue fácil. Moisés ante esta situación nos dice el versículo veintidós que lo primero que hizo fue buscar a Dios: “Moisés se volvió a Jehová”. Las palabras usadas por Moisés para hablarle a Dios nos permiten ver la condición de su corazón ante aquella crisis: 

¿Por qué afliges a este pueblo?
¿Para qué me enviaste?

Él pensaba que todo aquel dolor y sufrimiento que padecía Israel era originado por Dios, y concluía que el Señor se había equivocado al enviarlo a hablar con el faraón, pues todo había empeorado.

Además de esto nos enseña el versículo veintitrés que desde su perspectiva Moisés sólo veía aflicción como resultado de su gestión ante faraón, y para completar dice: “y tú no has librado a tu pueblo”, dejando en duda la obra de Dios. Así que él veía su servicio a Dios como un total fracaso.




No debemos culpar a Moisés, pues de alguna manera somos iguales. Es decir, ante los obstáculos, los fracasos, las decepciones o las calumnias podemos pensar igual e incluso llegar a murmurar contra Dios y el servicio a él.

Podemos también percibir un tono de auto condenación en Moisés, pues él dice: “desde que yo vine a faraón… ha afligido a este pueblo”. Culparnos a nosotros mismos es otro error en el que podemos caer ante los problemas y los obstáculos.   

En medio de aquel panorama tan difícil, Dios se hace presente con su amor y poder. Lo vemos en el Éxodo 6:1. Aquí Dios le responde a Moisés y es hermoso ver que el Señor no se impacienta con Moisés ni le reprocha sus actitudes, sino que más bien le enseña su grandeza y poder. 

Parafraseando ese versículo uno del capítulo seis, Dios le dice a Moisés: “Ahora vas a ver mi poder en acción, faraón no tendrá otra opción sino liberar a mi pueblo, tus propios ojos verán salir a Israel de Egipto bajo mi poderosa mano y nada detendrá lo que ha planeado hacer con mi pueblo”.

Conclusión: En toda crisis acudamos a Dios para tomar de él fuerzas para perseverar y sabiduría para actuar correctamente. No nos apresuremos a juzgar una situación según nuestra propia mente, primero busquemos a Dios y saldremos victoriosos...


   


Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.  


(Predicas y bosquejos).

martes, 9 de julio de 2019

Bosquejos y sermones para predicar: Dios cumple sus promesas sobre todo obstáculo
(Predicas y bosquejos para predicar). Por encima de todo obstáculo y de toda adversidad Dios cumple fielmente sus promesas. Veamos por ejemplo: 

Josué 5:11-12 “Al otro día de la pascua comieron del fruto de la tierra, los panes sin levadura, y en el mismo día espigas nuevas tostadas. Y el maná cesó el día siguiente, desde que comenzaron a comer del fruto de la tierra; y los hijos de Israel nunca más tuvieron maná, sino que comieron de los frutos de la tierra de Canaán aquel año”.

Recordemos que la Biblia misma nos enseña: “Los cielos y la tierra pasaran, pero su palabra no pasara”. En reemplazo del maná, ahora Israel recoge los frutos de la tierra que Dios les había prometido, pues Dios no miente, él cumple Su palabra. El maná cesó, ahora Israel se alimentaría de los frutos de la tierra prometida, Dios cumplió como la había prometido.    

Lamentablemente los mayores de veinte años murieron en el desierto por su rebelión contra Dios, y todos los menores de veinte años fueron quienes entraron a la tierra prometida (excepto Josué y Caleb por cuanto ellos creyeron en la promesa de Dios).

Dios siempre cumplirá su propósito, aunque tenga que hacerlo a través de otros. Por eso el Señor busca corazones mansos y humildes delante de él, hijos de Dios que le creen y confían en sus promesas, aunque a veces todo juegue en contra.

(Adquiere ahora sin costo alguno nuestro libro cristiano, aquí en: GRATIS LIBRO CRISTIANO). 

Todo esto nos recuerda que debemos ser entendidos en los tiempos de Dios para avanzar según lo que él ha planeado para nosotros y para nuestros hijos.

Los mayores de veinte años se perdieron una bendición que ya estaba profetizada, ya estaba preparada y había sido Dios mismo quien lo había prometido, por eso Dios le dijo al profeta Habacuc: “aunque tardare, espéralo, porque sin duda vendrá”. 

Esperar en Dios y perseverar en el camino del Señor, son sin duda, evidencias de la fe. Aquel que cree en Dios y en su palabra, esperará y perseverará en ello, es ésta la fe que agrada a Dios, siempre será más fácil apresurarnos y renunciar, “pero nosotros no somos de los que retroceden, sino de los que tienen fe para preservación del alma”.      

Conclusión: Los planes de Dios son buenos, sus promesas son ciertas, su palabra es verdadera, y él no es hombre para mentir. Por su fidelidad y amor podemos confiar en todas sus promesas, él hará lo que ha dicho, él cumple todas sus promesas. No renuencias a tu confianza en él, fortalécete en su presencia y sigue adelante, grandes bendiciones están en camino.     


Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.  

Predicas y bosquejos bíblicos para predicar.   -

martes, 2 de julio de 2019

Predicas y bosquejos bíblicos: Dios nos asegura su compañía y poder. Predicación
Predicas y bosquejos bíblicos
(Predicas y bosquejos bíblicos). Dios nos asegura su compañía y poder para avanzar y vencer los obstáculos y enemigos del camino. Veamos: Éxodo 17:14-16 “Y Jehová dijo a Moisés: Escribe esto para memoria en un libro… Y moisés edificó un altar, y llamó su nombre Jehová- nisi, y dijo: Por cuanto la mano de Amalec se levantó contra el trono de Jehová, Jehová tendrá guerra con Amalec de generación en generación”... 

SERMONES PARA PREDICAR:

Sermones cristianos:

Otras entradas

Seguidores

We are a participant in the Amazon Services LLC Associates Program, an affiliate advertising program designed to provide a means for us to earn fees by linking to Amazon.com and affiliated sites.

“Estudios y sermones.com Gonzalo Sanabria participa en el Programa de Afiliados de Amazon EU, un programa de publicidad para afiliados diseñado para ofrecer a sitios web un modo de obtener comisiones por publicidad, publicitando e incluyendo enlaces ahttps://www.amazon.com/


ADQUIERE GRATIS AHORA NUESTRO NUEVO LIBRO CRISTIANO:

sermons and devotions

SUSCRÍBETE GRATIS Y RECIBE NUESTRAS ACTUALIZACIONES:

Escribe tu direccion de correo electronico:

LISTADO DE SERMONES PARA PREDICAR:

sermons and devotions

ADQUIERE EL NUEVO LIBRO DE SERMONES PARA PREDICAR:

ADQUIERE NUESTRO LIBRO DE 55 SERMONES CRISTIANOS PARA PREDICAR:

ADQUIERE AHORA NUESTRO NUEVO LIBRO DE SERMONES LISTOS PARA PREDICAR:

ENTRADAS POPULARES

Enlázame: copiá el código

ESTUDIOS Y SERMONES