martes, 27 de febrero de 2018

Confía en Dios a pesar de todo.
Introducción: La Biblia nos dice: “Sin fe es imposible agradar a Dios”, cuando las cosas están bien todos podemos confiar en el Señor, pero cuando aparece la prueba o la dificultad la fe es desafiada, es precisamente allí cuando veremos el tamaño y fortaleza de nuestra fe en Dios. Aquel que persevera será recompensado por Dios, pues él no deja en vergüenza a aquel que en él confía…   






Confía en Dios a pesar de todo.

La obediencia a Dios es más valiosa que mis argumentos. Juan 13:6-8a    

“Entonces vino a Simón Pedro; y Pedro le dijo: Señor, ¿tú me lavas los pies?” Respondió Jesús y le dijo: Lo que yo hago, tú no lo comprendes ahora; más lo entenderás después. Pedro le dijo: No me lavarás los pies jamás”.

Vemos en primer lugar a Pedro cuestionando la obra de Jesús, él dice: “¿Tú me lavas los pies?”. Lavar los pies de quienes llegaban a la casa era un oficio que desempeñaba el siervo del lugar, e incluso cuando habían varios siervos en la casa lo hacia el de menor rango.

Pedro piensa muchas cosas seguramente, y Jesús era el menos indicado para lavar los pies allí, según su mente natural y según las costumbres, y por eso vienen las preguntas sobre lo que el Señor estaba haciendo.

Situación que nos recuerda que con frecuencia hacemos lo mismo, es decir le hacemos muchas preguntas a Dios cuando él está haciendo su obra en nosotros. Incluso con nuestros argumentos podemos pensar que no lo está haciendo bien.      

Seguidamente vemos a Jesús con amor y paciencia enseñarle a Pedro que lo correcto es confiar en él y permitir su obra. Por eso le dice: “Lo que yo hago, tú no lo comprendes ahora; más lo entenderás después”. Vemos entonces que el tiempo es un excelente instrumento para comprender mejor la obra de Dios.

Algunas etapas que vivimos no son comprendidas por nuestra mente natural, y por eso podemos cuestionar el actuar de Dios, o murmurar contra su obra. Es sin duda ese momento de incomprensión natural una oportunidad para desarrollar mayor confianza en el poder y cuidado de Dios. Es algo así como: “No entiendo, pero confió en la obra de Dios”.


(Te invitamos a adquirir gratis nuestro libro, sí aún no lo tienes: “Cómo vencer mis propias debilidades”. Ésta es la nueva versión ampliada. Promoción del 27 febrero al 3 marzo 2108. Libro que busca ser una herramienta de apoyo y crecimiento personal, es un texto que procura renovar la esperanza y la fe en Dios. Adquiérelo aquí en: LIBRO CRISTIANO GRATIS).  
   

Lo vemos por ejemplo en el caso de José, el hijo de Jacob, quien traicionado por sus hermanos es vendido como esclavo, y luego termina en la cárcel (habiendo actuado correctamente), situaciones difíciles de vivir y de comprender, pero al final dijo:

“No me enviasteis vosotros acá, sino Dios, que me ha puesto por padre de Faraón y por señor de toda su casa, y por gobernador en toda la tierra de Egipto”, Génesis 45:8.

Definitivamente hay cosas que sólo entenderemos mañana. Confiar en esa verdad, es precisamente una evidencia de fe en la bondad de Dios.     

En la primer parte del versículo ocho vemos que Pedro se afirma en su negación: “No me lavarás los pies jamás”. Vemos pues que las palabras dichas por Jesús en el versículo anterior (el siete) no fueron suficientes para Pedro, pues sigue resistiéndose a la voluntad de Jesús.

Buen número de veces somos de lento aprendizaje, pues aunque Dios utiliza muchos y diversos medios, instrumentos, circunstancias, palabras, mensajes, etc, nos cuesta trabajo someternos al modelo y diseño divino.

Con frecuencia ante el consejo de Dios decimos: “¿Y por qué?” “¿Quién dijo?” “A mí no me gusta”, etc. Palabras y actitudes que no sólo impiden mi avance como hijo de Dios, sino que me hacen perder múltiples bendiciones del Señor. En contraste cuando decidimos obedecer al Señor somos altamente bendecidos, así como son bendecidos aquellos que nos rodean.

Conclusión: La perfecta voluntad de Dios es lo mejor que le puede suceder a un ser humano, cuando camina en ella no sólo recibe multitud de bendiciones, sino que levanta su mejor adoración a Dios, la cual es la obediencia. Aunque sean difíciles de entender ciertas circunstancias, lo más importante es seguir confiando en Dios, él dará el mejor final a toda crisis.

Escrito por pastor Gonzalo Sanabria.





Te invitamos a leer el sermón: "DIOS ESTÁ POR ENCIMA DE LAS CIRCUNSTANCIAS"

.

0 comentarios:

Publicar un comentario

SERMONES PARA PREDICAR:

Sermones cristianos:

DIOS RESTAURA FAMILIAS:

Otras entradas

Seguidores

We are a participant in the Amazon Services LLC Associates Program, an affiliate advertising program designed to provide a means for us to earn fees by linking to Amazon.com and affiliated sites.

“Estudios y sermones.com Gonzalo Sanabria participa en el Programa de Afiliados de Amazon EU, un programa de publicidad para afiliados diseñado para ofrecer a sitios web un modo de obtener comisiones por publicidad, publicitando e incluyendo enlaces ahttps://www.amazon.com/


ADQUIERE GRATIS AHORA NUESTRO LIBRO CRISTIANO:

sermons and devotions

SUSCRÍBETE GRATIS Y RECIBE NUESTRAS ACTUALIZACIONES:

Escribe tu direccion de correo electronico:

ADQUIERE EL NUEVO LIBRO DE SERMONES PARA PREDICAR:

ADQUIERE NUESTRO LIBRO DE 55 SERMONES CRISTIANOS PARA PREDICAR:

ADQUIERE NUESTRO NUEVO LIBRO:

ADQUIERE AHORA NUESTRO NUEVO LIBRO DE SERMONES LISTOS PARA PREDICAR:

Adquiere nuestro libro, click en la imagen:

Un libro sobre el llamado divino:

ENTRADAS POPULARES

Visita "SERMONES CRISTIANOS":

sermons and devotions

Siguenos en Google +

Google+ Followers

Enlázame: copiá el código

ESTUDIOS Y SERMONES