jueves, 20 de noviembre de 2014

LA LIBERACIÓN PARA LOS NIÑOS
Introducción: La liberación, es un tema muy importante, pues vemos en las Escrituras que fue una de las facetas fuertes en el ministerio de Jesús, quien andaba sanando y liberando a las personas, por ejemplo Mr. 1:39 “Y predicaba en las sinagogas de ellos en toda Galilea, y echaba fuera los demonios”. Cuando resucitó el Señor delegó su autoridad y poder en Su iglesia, y nosotros somos la iglesia, por eso en Su nombre podemos avanzar y vencer los poderes de las tinieblas que quieran dañar nuestra vida o familia…  
                                                                                                                                                                           
LA LIBERACIÓN PARA LOS NIÑOS

I. LA INTERCESIÓN DE LOS PADRES.

A. Motivada por la conciencia de la realidad de los niños, Marcos 7:24-30.    

Nota 1: Ésta madre de familia consciente de la situación de su hija (pues la Biblia dice que: “cuya hija tenía un espíritu inmundo”, “le rogaba que echase fuera de su hija al demonio”), buscó a Jesús y rogó por ella, intercedió por su hija y alcanzó la liberación para ella, pues Jesús le respondió: “ve, el demonio ha salido de tu hija”, Jesús mismo nos confirma que ésta hija estaba poseída por un espíritu inmundo, no era sólo el parecer de la madre.
 
Nota 2: En el vrs. 24 el término “hija” es la traducción del griego “thugatrion” que traduce: hijita, hija pequeña; entonces hace referencia a una hija de corta edad que estaba siendo atormentada por un espíritu inmundo. Los espíritus inmundos no hacen diferencias por las edades, su objetivo es destruir. Por eso la liberación para los niños es importante. Te invitamos a leer: "Rescatados Del Horno De Fuego".     

B. Diferentes niveles de influencia espiritual, Lc. 9:37-39.

1. Opresión: genera miedos; resistencia a las cosas de Dios. 
2. Aflicción: los niños experimentan depresión crónica, enfermedades continuas, pesadillas. 
3. Dominación: es sinónimo de posesión, genera comportamientos que ellos saben que no agrada a Dios, por ej: actos lascivos, agresividad expresa hacía sus padres, fascinación por el ocultismo, etc.                   

Nota: En el caso del texto leído, vemos que el padre le informa a Jesús: “y sucede que un espíritu le toma, y de repente da voces, y le sacude con violencia, y le hace echar espuma, y estropeándole, a duras penas se aparta de él”. Éste era un caso de posesión (parece que era una epilepsia). 


II. INFLUENCIAS ESPIRITUALES EN LOS NIÑOS, Lc. 9:40-42a.              

A. Razones de tales influencias:

1. Maldiciones ancestrales.
2. Abusos y/o rechazo (desde el vientre).
3. Juegos de vídeo y televisión (imágenes fuertes y demoniacas).  
4. Prácticas ocultistas de los padres.    

Nota: El texto leído nos enseña que en efecto el hijo de aquel hombre estaba poseído por un espíritu inmundo, no nos dice cómo entró, pero el evangelio de Mr. 9:21 nos dice: “Jesús preguntó al padre: ¿Cuánto tiempo hace que le sucede esto? Y él dijo: Desde niño”. El término griego aquí para niño es “paidiósen” que traduce: infante, desde la niñez. En español según el diccionario, infante: Niño que aún no ha llegado a la edad de siete años. Podemos ver entonces que los demonios pueden poseer y/o atormentar a los niños desde muy corta edad, y la liberación para los niños es entonces importante. 
         
B. Resultados o evidencias de éstas influencias:             

Nota: En los casos anteriores, es decir la madre sirofenicia y el padre del joven, concluyen la condición de sus hijos, por su enfermedad y por sus comportamientos. Podemos observar que las influencias espirituales alteran la vida, comportamiento e identidad de nuestros hijos, por ejemplo:

1. Depresión continúa.
2. Introversión crónica o, agresividad manifiesta hacía sus autoridades.  
3. Pesadillas y/o experiencias nocturnas que atormentan.
4. Despertar sexual prematuro.
5. Anhelo por los dibujos demoníacos y obsesión por lo oculto.
6. Malestar y enfermedades continuas.     

No siempre son evidencia de una influencia espiritual demoníaca, pero sin duda nos indican que algo no está bien.

III. LIBERACIÓN Y RESTAURACIÓN ESPIRITUAL EN LOS NIÑOS, Lucas 9:42.          

A. Es fundamental el ejercicio de la autoridad espiritual de los padres.          

Nota: Los padres son autoridad delegada por Dios en la casa, y si son cristianos con mayor razón, pues tienen la autoridad de Cristo. Jesús imponía las manos sobre los niños, la Biblia dice que: “traían a él los niños, para que los tocase”. Los padres deben orar por los niños y echar fuera toda influencia demoniaca en el Nombre del Señor Jesús.    

B. Factores que no se pueden descuidar:

1. El amor que un niño necesita,
2. Un hogar estable,
3. Formación y disciplina adecuadas,
4. Protección, aceptación y confianza.

Nota: El amor en la casa es fundamental, el tiempo de calidad, el afecto y la disciplina correcta, harán de nuestros hijos, personas sanas y equilibradas, crecerán en un ambiente correcto y conocerán a Dios allí. 

C. Instrucciones generales a los niños.         

Nota: Con palabras normales y cariñosas se debe explicar al infante la razón por la cual vamos a orar; sí es mayor de 7 años se le puede explicar mejor.  

Conclusión: Nuestros hijos son de Dios, y a él le conocerán y servirán. Debemos luchar por ellos en oración, amándolos debidamente, dándoles el mejor ejemplo como padres y enseñándoles la palabra de Dios. Encomienda tus hijos en las manos de Dios, pues son las mejores manos.

(Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria)

Te invitamos a leer:

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

TE INVITAMOS A LEER:

sermons and devotions

Otras entradas

Seguidores

SUSCRÍBETE GRATIS Y RECIBE NUESTRAS ACTUALIZACIONES:

Escribe tu direccion de correo electronico:

Adquiere la Biblia Thompson, excelente herramienta para servir a Dios:

Tecnología:

Adquiere nuestro libro de sermones listos para predicar:

ENTRADAS POPULARES

Siguenos en Google +

Google+ Followers

Enlázame: copiá el código

ESTUDIOS Y SERMONES