viernes, 23 de diciembre de 2016

(Si no puede ver el tema completo has click en el título) Introducción: En cierta ocasión el Señor Jesús llegó a una sinagoga a predicar y enseñar (esto fue una parte importante del ministerio de Jesús). Debemos tener en cuenta que a la sinagoga sólo iban judíos y gentiles prosélitos o gentiles que se habían convertido al judaísmo (en esa sinagoga había una mujer encorvada, era judía y estaba en el culto), seguramente había muchas sinagogas en aquel tiempo, pero precisamente en ésta estaba el Señor Jesús y cuando él está todo puede suceder, él sigue siendo Dios Todopoderoso y bueno.  

 JESUCRISTO LEVANTA TU CABEZA
“Jesús estaba enseñando en una de las sinagogas un día de reposo, y había allí una mujer que durante dieciocho años había tenido una enfermedad causada por un espíritu; estaba encorvada, y de ninguna manera se podía enderezar” Lucas 13:10-11.

Podemos ver que era una mujer piadosa, temerosa de Dios y estaba en aquella sinagoga adorando, pero sufría una larga aflicción. Hacía dieciocho años nos dice la Biblia que “tenía espíritu de enfermedad”.
Ella era judía, estaba bajo el pacto, era descendiente de Abraham y asistía con fidelidad a la sinagoga, pero aquel espíritu de enfermedad la afligía, ella estaba bajo un tormento continuo, trataba de tener una vida normal, seguramente trató de ayudarse con algo, sin embargo esto era un asunto espiritual (tengamos en cuenta que no toda enfermedad tiene un origen demoníaco, pero el Señor Jesús es sanador de todas las enfermedades).
Ésta mujer andaba encorvada (ella no podía enderezarse normalmente), entonces la situación espiritual se mostraba en lo natural (estaba “encorvada”). Y por supuesto su vida matrimonial, social y espiritual estaba muy afectada por esta situación ya que para muchos ella estaba bajo alguna maldición o tenía un pecado oculto. Ella era señalada por muchos.
Podemos reflexionar en la figura encorvada de la mujer, pues nos habla de una carga o peso que se lleva sobre los hombros y su peso es tal que doblega las fuerzas o las capacidades del ser humano (estamos hablando entonces de crisis, heridas, miedos, fracasos, decepciones, resentimientos que al no ponerlas en las manos de Dios generan desgaste y cansancio).


Esta mujer es sanada por el amor del Señor: “Cuando Jesús la vio, la llamó y le dijo: Mujer, eres libre de tu enfermedad. Y puso las manos sobre ella; y ella se enderezó luego, y glorificaba a Dios” Lucas 13:12-13. El Señor Jesús siempre actuará a nuestro favor. Es interesante destacar a través de los verbos todo lo que el Señor hizo por ella: “la vio”, “la llamó”, “le dijo” y “la tocó”. Jesús no fue indiferente a su crisis.

Tal vez la mujer no era importante para las personas, pero el Maestro la vio; a lo mejor nadie la tenía en cuenta, pero el Señor Jesús la llamó; quizá pocos le dirigían la palabra, pero él le habló; tal vez hacía mucho tiempo que su esposo no la tocaba, tampoco familia la abrazaba, pero el Señor Jesús la tocó. Te n presente eres un(a) hijo(a) de Dios y él siempre te cuidará.  

Dios quiere que levantes tu cabeza y rechaces la aflicción. El pasaje bíblico nos enseña que: “ella se enderezó y glorificaba a Dios”; durante dieciocho años sus ojos sólo miraban el piso, su autoestima estaba en muy baja, su aflicción era muy pesada, sin embargo “se enderezó”, éste término se traduce del griego “anorthoo” significa: Reconstruir, restaurar, enderezar.

Ante la gloria y poder de Dios la mujer se endereza y “glorifica Dios”, por esa condición ella no podía fluir en adoración, pero ahora experimenta un nuevo nivel de adoración, vive un nuevo nivel de gloria, es algo que no había experimentado, ella tiene seguramente una liberación en su alma, en su espíritu y entra en una nueva libertad para adorar a Dios.
Conclusión: Jesucristo el Señor no cambia, y quiere restaurar tu vida. No sé qué pueda tenerte con la cabeza abajo (crisis, tropiezos, decepciones, la quiebra económica, fracasos, entre otros), pero sin duda Jesucristo tiene el poder para ayudarte a salir adelante. Con la ayuda de Dios todo cambiará.

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria.

Te invitamos a leer:




Material similar en Estudiosysermones.com - JESUCRISTO LEVANTA TU CABEZA -    

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

TE INVITAMOS A LEER:

sermons and devotions

Otras entradas

Seguidores

SUSCRÍBETE GRATIS Y RECIBE NUESTRAS ACTUALIZACIONES:

Escribe tu direccion de correo electronico:

Adquiere la Biblia Thompson, excelente herramienta para servir a Dios:

Tecnología:

Adquiere nuestro libro de sermones listos para predicar:

ENTRADAS POPULARES

Siguenos en Google +

Google+ Followers

Enlázame: copiá el código

ESTUDIOS Y SERMONES