lunes, 19 de septiembre de 2016

Génesis 35:7 “Y edificó allí un altar, y llamó al lugar El-bet-el, porque allí le había aparecido Dios, cuando huía de su hermano”.

La Biblia nos enseña que Jacob edificó un altar al Señor, y esto sin duda implica trabajo y esfuerzo. El altar es figura o símbolo de la adoración a Dios y la vital comunión con él. Debemos tener presente que la comunión con el Señor demanda de nosotros perseverancia, expectativa y por supuesto una continua pasión por su presencia, pues esto es algo que no se construye de la noche a la mañana (implica tiempo), tampoco es el resultado de un accidente o casualidad.

En la Escritura podemos ver que años atrás Jacob había estado en éste mismo punto y había experimentado un encuentro con el Señor y por eso llamó aquel lugar: Bet-el, cuyo significado es: casa de Dios, asombrado por el poder del Señor; pero ahora él vuelve al mismo punto y lo denomina El-bet-el, que traduce: el Dios de la casa de Dios, entonces ya no está impresionado por Sus obras y poder, ni por Su casa, sino por Aquel que hace las obras, el Señor que habita la casa, ahora conoce más a Dios, su protección, su amor, su fidelidad y cuidado. “Allí le había aparecido Dios, cuando huía de su hermano Esaú”, lo que nos recuerda varias cosas ocurridas antes:

Que Jacob había engañado para heredar la bendición, usurpando el lugar de su hermano,
Que su hermano Esaú lo perseguía para matarlo,
En medio de la crisis, Dios le había aparecido y le prometió Su bendición y protección,
Que el Señor había cumplido Sus promesas, guardando y prosperando su vida.

(Nota especial: Te invitamos a conocer nuestro nuevo libro “El poder de la fe en Dios”éste libro contiene diecinueve títulos que esperamos te edifiquen y sean útiles para tu vida diaria. También puedes usar este texto para enseñar en grupos o iglesias el importante tema de la fe en Dios. Puedes verlo y adquirirlo aquí en: EL PODER DE LA FE EN DIOS). 

Vemos que el versículo tres de éste mismo capítulo, nos revela mayor información cuando Jacob dice: “haré altar al Dios que me respondió en el día de mi angustia”, él huía por amenazas de muerte y llama a ese momento “el día de mi angustia”.

La palabra angustia viene del hebreo “tsará” que además significa: aflicción, aprieto, calamidad; pero el Señor lo había protegido y librado del maligno (éste es un altar para dar gracias a Dios por su fidelidad, protección y bendición. Que importante es recordar que vamos al altar no sólo a pedir al Señor, sino también a adorar y agradecer todos Sus favores y misericordias).

Vemos entonces que Jacob reconoce la bondad y fidelidad de Dios cuando dice: “El Señor ha estado conmigo en el camino que he andado”, pues ha recibido de él la protección y provisión a pesar de sus desaciertos. Jacob reconoce que no ha estado sólo, que el Señor lo ha acompañado en todo “el camino”, aunque seguro hubo tiempos que lo harían concluir que Dios lo había dejado sólo; cómo a veces podemos pensar, pero debemos tener presente que el Señor ha prometido: “no te dejaré ni te desampararé” Yo estaré contigo.                                          

Conclusión: Construir nuestra comunión con el Señor nos demanda esfuerzo, y sostenerla implica  fe y perseverancia, acudamos al altar de la comunión con el Señor para solicitar de él Sus favores, vamos también a adorar y agradecer Su compañía, protección y provisión a lo largo de nuestro vida.


Salmo 27:4-5 “Una cosa he pedido al SEÑOR, y ésa buscaré: que habite yo en la casa del SEÑOR todos los días de mi vida, para contemplar la hermosura del SEÑOR, y para meditar en su templo. Porque en el día de la angustia me esconderá en su tabernáculo; en lo secreto de su tienda me ocultará; sobre una roca me pondrá en alto”. 

Te invitamos a leer el interesante estudio: LA VIDA DE JESÚS (Cristología)

Escrito por Pastor Gonzalo Sanabria para Web Recursos cristianos. Autorizado para ser publicado en Mensajes y sermones para predicar  - Dios es bueno y fiel -  

4 comentarios:

  1. Dios le bendiga, pastor Sanabria sus sermones son de mucha bendicion

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gloria a Dios. Muchas gracias por dejarnos tu comentario Eduan. El Señor te bendiga.

      Eliminar
  2. Desde mi bello pais honduras les mando un fuerte abrazo y saludos Dios bendiga. Sus vida grande mente linda palabra.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Jose Adan, Muchas gracias por tus palabras. Dios te bendiga.

      Eliminar

Te invitamos a leer "Estudios Cristianos":

sermons and devotions

Otras entradas

Seguidores

SUSCRÍBETE GRATIS Y RECIBE NUESTRAS ACTUALIZACIONES:

Escribe tu direccion de correo electronico:

Te invitamos a leer "LA UNCIÓN DEL ESPÍRITU SANTO" click en la imagen:

ADQUIERE NUESTRO NUEVO LIBRO:

Conoce la maravillosa "VIDA DE JESÚS DE NAZARET":

SEMINARIO BÍBLICO A DISTANCIA, click en la imagen:

ENTRADAS POPULARES

Siguenos en Google +

Google+ Followers

Enlázame: copiá el código

ESTUDIOS Y SERMONES